Un buen café debe de encontrar el equilibrio entre la acidez y la amargura. No por ser más negra la bebida tiene más calidad, lo importante es el tueste de los granos.

Para los amantes del espresso esta bebida es más que una pequeña taza de café. Es un arte, un placer, un ritual que se sirve en una dosis pequeña, una esencia aromática, que primero deleita el olfato para terminar conquistando el paladar con el equilibrio perfecto entre la acidez y la amargura.

La diferencia entre disfrutar de un espresso perfecto o tomar un café común está  en la forma en la que se prepara. Con estos trucos seguramente conseguirás disfrutar de un buen espresso:

¿El tipo de grano es importante?

Considerar cual es el origen del grano resulta un poco complejo por la variedad de grano que hay en el mercado, además en cuestión de gustos cada paladar en un mundo. Aquí lo importante es que el grano sea fresco y recientemente tostado pues entre más reciente sea, menos cualidades aromáticas habrá perdido.

Molienda del grano

Este punto es muy importante, más del 50% del éxito se basa en que la molienda sea homogénea y más fina que la que normalmente se utiliza en una cafetera de filtro. La explicación a esto es que; si la molienda es demasiado fina se producirá una sobre-extracción de café, en cambio si la molienda es demasiado gruesa la extracción del café será muy pobre.

La cantidad adecuada

Cuando el molino es automático se programa la dosis, el problema es cuando el proceso es manual, en este caso la referencia será el casillo, este deberá llenarse a ¾ de su capacidad.

Prensado óptimo

Este punto en la preparación del café resulta un tanto complicado, lo cierto es que no se necesita ser un barista para disfrutar de un buen café, pero sí cuidar que el prensado sea óptimo, pues una pastilla de café demasiada prensada impedirá el paso del agua, provocando una sobre-extracción como lo mencionamos anteriormente.

La extracción

Para un café espresso simple de unos 30 ml y 7 gr de pastilla el tiempo óptimo de extracción será de algunos 25 seg, mientras que en el caso de un ristretto con 15 gr de café, serán unos 17 gr de extracción para la misma cantidad de café.

Temperatura ideal

Un error común cuando vamos a servir el espresso es tomar una taza a temperatura ambiente o fría, esto provocará que el líquido baje su temperatura drásticamente, perdiendo sabor y aroma, por esta razón, las tazas deben de mantenerse previamente a una temperatura adecuada, que evite una baja brusca en la temperatura del espresso recién preparado.

Ahora a disfrutar de un espresso perfecto

Una vez que has conseguido la preparación perfecta de tu café, lo único que queda es prepararse para disfrutarlo, recuerda que su calidad se aprecia mejor en un entorno agradable y sin prisa, date el gusto de disfrutar su aroma y encontrar el placer de llevarlo a tu paladar.

Leave a comment