¿Qué es el duelo?

¿Qué es el duelo?

COMPARTIR

Es un estado de sentimiento, pensamiento y actividad que se produce como consecuencia de la pérdida de una persona amada, algo significativo para nosotros como puede ser un divorcio, la pérdida de una mascota, el robo de un vehículo, etc. Un duelo generalmente cuando es algo material o la pérdida de una mascota no te percatas de estarlo viviendo porque éste suele presentarse asociado a síntomas físicos principalmente; éstos pueden ser dolores de cabeza, colitis nerviosa, dolor de piernas o cuerpo y también incluye las sensaciones emocionales.

La pérdida es psicológicamente traumática en la misma medida que una herida o quemadura, por lo cual siempre es dolorosa, es sufrible y te puede llevar a estados de inestabilidad momentánea o donde deciden refugiarse y no salir de esa inestabilidad. Todo duelo necesita un tiempo, espacio y un proceso para volver al equilibrio normal.

Proceso de duelo

Aquí podemos reconocer cinco etapas que el ser humano vive cuando está en un proceso de duelo, estas etapas son normales, se tienen que vivir para lograr superar cualquier tipo de pérdida. Es importante recalcar que todo duelo lleva un tiempo, que no es cuestión de días, y puede durar hasta seis meses.

Etapa 1.- Negación: La negación es solamente una defensa temporal para el individuo. Representada por frases como: Me siento bien, esto no me puede estar pasando, no a mí, estoy soñando, esto pasará pronto, ya no siento dolor, etc.

Etapa 2.- Ira o Enojo: El enfermo se rebela contra la realidad, frecuentemente se pregunta ¿por qué yo? Todo le molesta, todo le incomoda, nada le parece bien. Recordar su estado le inunda de enojo y rencor, a veces se necesita de esta fase para poder aceptar esta condición. Por otro lado, los familiares también entran en esta etapa y llegan a decir me niego a aceptar y se rebelan contra el mundo.

Etapa 3.- Negociación: Esta etapa es dura porque entras en una negociación con el universo, la vida y Dios, “Dios, déjame vivir al menos para ver a mis hijos graduarse”, “haré cualquier cosa por un par de años más”. La tercera etapa involucra la esperanza de que el individuo puede de alguna manera posponer o retrasar el tiempo o la muerte.

Etapa 4.- Depresión: Durante la cuarta etapa, la persona que está viviendo un duelo o muriendo, empieza a tener consciencia y a comprender lo que está ocurriendo. Debido a esto, el individuo puede volverse silencioso, rechazar visitas y pasar mucho tiempo llorando y lamentándose. No es recomendable intentar alegrar a una persona que está en esta etapa. Es un momento importante que debe ser procesado.

Etapa 5.- Aceptación: Comienza a sentirse una cierta paz, se puede estar bien solo o acompañado, no se tiene tanta necesidad de hablar del propio dolor, la vida se va imponiendo. Además, los sentimientos y el dolor físico pueden desaparecer. Así mismo en caso de los familiares el sufrimiento va desapareciendo y comienzas a vivir con los seres queridos grandes momentos y a darles tiempo de calidad.

“El dolor es inevitable, pero el sufrimiento es opcional”.

–Buda Sakyamuni.

Psic. Clínica Erendira Paz

CEDULA: 8156408

Cel. 6671287619