Olvida los propósitos de Año Nuevo: Fija objetivos

Olvida los propósitos de Año Nuevo: Fija objetivos

COMPARTIR

Como ya es costumbre, cada vez que se acerca el fin de año, recordamos la lista de los propósitos que tenemos para el siguiente, que de hecho, muchas veces son exactamente los mismos que hicimos el año que terminó.

El problema con los propósitos es que son simplemente buenos deseos. Se plantean de una manera muy vaga, sin definir exactamente qué buscamos y cómo vamos a alcanzarlos. No son concretos y mucho menos medibles.

Entre los más comunes tenemos:

-Bajar de peso y ponerse en forma.

-Dejar de fumar.

-Dejar de beber.

-Ahorrar.

-Pasar más tiempo con la familia.

-Pagar todas las deudas

-Vivir una vida más sana y cuidarse.

-Dejar el trabajo que odias.

Si de verdad quieres progresar, define objetivos en vez de propósitos. La diferencia está en que los objetivos cumplan estas cinco propiedades, llamadas SMART por sus siglas en inglés:

S (Specific) específico: Los objetivos deben ser muy concretos; cambia ponerme en forma, por ir al gimnasio martes, jueves y sábado al salir del trabajo.

M (Measurable) medible: Debe haber una forma objetiva de poder medir el progreso y si lo hemos alcanzado. Ir al gimnasio tres días a la semana es completamente medible.

A (Achievable) realizable: Logra acomodar tus tiempos. Si el trabajo y la familia no te permiten ir entre semana al gimnasio, podrías salir a correr 30 minutos los sábados y domingos.

R (Realistic) realista. Deben enfocarse en lo que queremos lograr. Si ganar una maratón no está a tu alcance, establece un objetivo más razonable.

T (Time targeted) fecha límite. Deben tener una fecha específica de cumplimiento. En 3 meses voy a bajar 15 kilogramos.

Si tenemos a una pareja, es fundamental que estos objetivos se planteen de manera conjunta y que ambos se encarguen de apoyar al otro, como una especie de cómplices.

Nuestra pareja puede ayudarnos cuando algo nos sale mal y hacernos volver al camino correcto. También puede ser algún amigo, o alguien externo al hogar.

Algo a considerar es que entre más objetivos tengamos, más difícil será enfocarse en realizar cada uno de ellos, por lo que es conveniente empezar con uno en específico, de esa manera te resultará más fácil centrar tu atención y no terminarás con la frustración de no haber conseguido los diez objetivos propuestos a inicio de año.

Así que ya lo sabes, deja de engañarte a ti mismo con los propósitos de Año Nuevo, en lugar de ello, establece objetivos SMART.