Las verdaderas claves del éxito

Las verdaderas claves del éxito

COMPARTIR

La historia está saturada de libros de superación personal, “falsos profetas”, personas sin estudios que basan sus filosofías en sus propios aprendizajes de vida o simplemente en algo que se les ocurrió.

Obviamente aquí no te voy a decir cómo hacerte millonario sin trabajar ni tampoco como “conseguir” una pareja que te mantenga… ¿ya no te está agradando lo que lees? ¡Genial! Porque la idea es sacarte de tu zona de confort y hablar del verdadero éxito, el que te ayuda a ser estable y trascender, el que hace que estés bien contigo mismo, porque al final de cuentas, las demás personas de tu vida —absolutamente todas—son pasajeras. Solamente tú estarás contigo al final de tu vida, sencillamente por eso, tienes que ser la persona que mejor te caiga en el mundo y si esto no es así aun, entonces trabaja para lograrlo.

Lo más importante de todo y sin lo que no podemos partir nuestro viaje hacia el éxito es el autoconocimiento. Sí, ese que se logra cuando estás incómodo contigo y no sabes porqué y pides ayuda, yendo a terapia.

Una vez contando con esto, se necesita una dirección o un rumbo (vocación), como ya te conoces, entonces ya sabes lo que quieres. Sabiendo a dónde vas puedes trazar un mapa. Por lo general no hay caminos fáciles y tienes que ser consciente de que para llegar al éxito vas a tener tropiezos y caídas, está bien caerte al piso, sobarte los golpes, pero no se vale quedarse mucho ahí, en este momento la clave es la perseverancia, por más que algo entorpezca tu camino y lo haga lento, no permitas que desvíe tanto tu curso que no sepas como regresar.

Ya que dominaste el hermoso arte de conocerte y amarte con todos tus defectos y virtudes y además entiendes que para lograr lo que quieres no te vas a rendir, no postergues las responsabilidades, por más cansancio o flojera que tengas o, aunque no le veas el punto en ese momento, si tienes que hacer algo, ¡hazlo!

Nunca traiciones tus propios principios o valores porque el éxito no te va a saber bien, si no te importan los medios para llegar a tu fin, entonces el resultado parecerá bueno, pero no será satisfactorio. Ve generando expectativas a corto plazo o te vas a desilusionar. De cualquier modo, si te acabas el pastel en dos bocados ni lo vas a disfrutar (y de todos modos engorda je, je).

Hasta aquí ya llevamos un largo terreno ganado, pero ¿qué crees? Aun te puedes auto sabotear si no aprendes a tolerar la frustración y la espera, es algo con lo que nos topamos toda la vida, porque no conozco a nadie a quien le encante que las cosas no salgan como quería o esperaba y es que a veces estamos tan pero tan cerca de lograr algo y lo echamos a perder solo por no tener tantita más de paciencia y aprender a esperar. En este momento lo que te puede ayudar y en verdad puede hacer la gran diferencia en todo es tomar un poco de tiempo para pensar antes de hablar o actuar y en realidad pueden ser solo segundos o un par de minutos.

Y bueno, aquí vienen los asuntos interpersonales. Una cosa que nos pasa con tanta frecuencia y no hemos notado que nos detiene es que no debemos asumir nada, ¿te suena? La mayoría de las confusiones o malentendidos son porque asumimos lo que la otra persona quiere, piensa o va a hacer y eso pasa porque damos por hecho que va a pensar de la misma manera que nosotros y aquí es cuando debemos entender y respetar que no todos vemos o queremos lo mismo.

Cuando dejas de tomar en cuenta las opiniones ajenas como si fueran “la biblia” y entiendes que nunca se les da gusto a todos, porque es realmente imposible y captas que es parte de la vida que no estén de acuerdo contigo y que además reprueben algunos de tus actos o todos y eso ya no te afecte en absoluto, habrás dado un gran paso. Hay peleas que no vale la pena luchar por lo desgastantes o inútiles que puedan ser, hay que aprender cuando usar los silencios y cuando romperlos.

Obviamente no tengo la verdad absoluta, pero espero que si esto que te compartí no te lleva al éxito, por lo menos te acerque mucho más. Recuerda además que el éxito no es estático y cuando llegues a él seguramente querrás algo más.

Yo soy la Dra. Lucero Sánchez y recuerda que la salud comienza en la mente.

Por: Dra. Gema Lucero Sánchez Gutierrez de Lara

dralucero0@hotmail.com

Médico Especialista en Psiquiatría

Fundadora de Centro de

Rehabilitación e Inclusión Infantil

Teletón Tamaulipas

Sierra de Venados 348,

Mazatlán, Sinaloa.

Tel: (669) 1-12-18-69

Celular: (669) 2-65-20-33