El boom del “brotox”

El boom del “brotox”

COMPARTIR

En la última década los procedimientos de cirugía plástica se triplicaron en pacientes masculinos. Actualmente nos encontramos ante el ascenso y esplendor del boom del ‘Brotox’, cada día más hombres, jóvenes y maduros por igual, acuden en búsqueda del mejor especialista considerando distintos tratamientos según sus necesidades.

Los números no mienten, de acuerdo con la Sociedad Americana de Cirujanos Plásticos, alrededor de 450,000 hombres utilizaron Botox y otros productos inyectables en los Estados Unidos tan sólo en el 2017. Esto representó un incremento del 333% con respecto a la demanda de estos tratamientos en los últimos diez años.

El término ‘Brotox’, (a.k.a. Botox para hombres), como ha sido difundido en medios de comunicación al combinar las abreviaciones de las palabras en inglés para “brother” y “botox” y se traduciría coloquialmente en algo como “camaradas del Botox”. La toxina botulínica logró este reconocimiento por ser el tratamiento favorito para mejorar la apariencia de los signos de la edad y ofrecer un aspecto más relajado. Y es que con el paso del tiempo todo hombre debe de ser honesto con esta cuestión: Saber que te estás haciendo viejo no se siente bien, independientemente de la edad que tengas. Todos nos vemos en el espejo cada mañana y analizamos nuestra apariencia. El rostro es nuestra principal carta de presentación, es importante estar cómodos con lo que mostramos al mundo.

Lo que hace esta explosión de crecimiento del “Brotox” de manera fascinante, no es solamente los números. Por siglos, las mujeres se han encontrado en un alto estándar de mantener la belleza y los estigmas del envejecimiento. La masculinidad jamás ha estado peleada con la estética, sucede que culturalmente se ha prestado poco interés en el cuidado de la apariencia de los hombres. Hoy es perfectamente normal que el hombre no descuide su apariencia con el paso del tiempo.

A menudo en consulta escucho de viva voz las necesidades de mis pacientes, y sus testimonios podrían hablar por cualquiera: “Trabajo con muchos jóvenes, no tengo ningún inconveniente en verme 10 o 15 años más joven”, o “Quiero mantener una buena imagen para mi desarrollo profesional”. Mejorar la confianza e invertir en renovar su aspecto para fines profesionales es uno de los principales motores por los que acuden a alguna solución cosmética; sin embargo, la plena satisfacción con los resultados es lo que ha terminado de romper los tabús y estigmas de género asociados al cuidado personal del hombre. Mis pacientes incorporan sus citas a mi consultorio en su itinerario, con la misma naturalidad con la que asisten al barbero, o hacen sus rutinas en el gimnasio y procuran cuidar su alimentación.

El Botox también es un excelente auxiliar para combatir problemas de sudoración excesiva, por lo que frecuentemente se aplica en otras áreas del cuerpo. Del mismo modo puede ser combinado con otro tipo de tratamientos para dar mejores resultados. Por favor, si estás considerando cualquier tipo de procedimiento, asegúrate de que tu médico sea un cirujano plástico certificado, es por tú bienestar. Tú eres lo más importante, cerciórate de que siempre seas atendido por un experto. Madurar con porte y elegancia es posible, siempre buscando destacar lo mejor de cada uno con naturalidad, después de todo quizás con el paso de los años tu cirujano plástico se convierta en tu mejor aliado.

Por: Dr. Oscar Eduardo

Flores Woods

Cirujano Plástico, Estético

y Reconstructivo

drfloreswoods.cirplastica@gmail.com

Tel: (669) 688-2257

Cel: (669) 222-3081

www.woodsplasticsurgery.com

Laguna Plaza & Business Center, Consultorio 608